EXTREBEO

[Reseña] Matadero Cinco

[Puedes escucharnos hablando sobre esto en ESTE PODCAST (min. 6:50) de Canal Extremadura, en El sol sale por el oeste] 


Comenzamos el año con una nueva recomendación de Pablo Calvo a Mon García-Ontiveros. Se trata en esta ocasión de una adaptación al cómic de una de las grandes novelas del siglo XX: “Matadero Cinco” subtitulada La cruzada de los niños, obra del norteamericano Kurt Vonnegut (Indianápolis, 1922), adaptación realizada por Ryan North (Ottawa, 1980) al guion y Albert Monteys (Barcelona, 1971) al dibujo.


Lo cierto es que lo primero que pensé al saber de este proyecto fue: “¿De veras? ¿Van a adaptar “Matadero Cinco”? ¡Qué difícil!”. Y luego: “En todo caso, de salir bien, el cómic será una joya. Y estando Monteys de por medio, no me extrañaría”. No es labor sencilla llevar a cabo una adaptación, máxime cuando la novela que propones trasladar tiene un marcado tinte experimental, con infinidad de saltos en el tiempo, con un estilo narrativo de una intensidad contenida como el de Vonnegut. Y claro, ¿para qué adaptar una obra que, en sí misma, es plena? Pues bien, he de decir que, en mi opinión, lo han conseguido: el cómic, incidiendo desde un inicio en que es una adaptación al lenguaje gráfico (dicen en sus primeras páginas: “Ambas versiones de la historia son muy parecidas, solo que la nuestra tiene más dibujos”), logra trasladar magistralmente la novela mediante viñetas, bocadillos y cuadros de texto, dándole una nueva vida, creando una nueva obra rica y poderosa, una magnífica adaptación con entidad en sí misma.

 

Matadero Cinco” es la historia de Billy Pilgrim, una persona que “se ha desprendido del tiempo”, un hombre que va viviendo su vida sin un orden cronológico cierto: tan pronto puede estar en su consulta de optometrista a los 33 años, como a los 21 siendo prisionero de guerra, estar experimentando su nacimiento o muerte, o revivir el momento en que, a los 45 años, fue secuestrado por un platillo volante del planeta Trafalmadore. Y, además, es una narración antibelicistadenuncia del sinsentido de la guerra tomando como nefasto paradigma el bombardeo de la ciudad alemana de Dresde por parte de aviones británicos y americanos, al final de la Segunda Guerra Mundial. En ese bombardeo murieron 135.000 personas, prácticamente todos los habitantes de esa ciudad; de los pocos supervivientes, la mayoría eran prisioneros estadounidenses que estaban encerrados en los sótanos de los mataderos, entre los que se encontraba el propio Kurt Vonnegut, así como el protagonista de nuestra historia, Billy Pilgrim.

 

El guion, como ya se ha comentado, construye una excelente adaptación de la novela, y comienza por mostrarnos unas primeras páginas introductorias, con presentación de la línea temporal del protagonista así como de los personajes secundarios de la trama, para pasar a mostrarnos a Billy Pigrim como soldado torpe e inútil incluso para protegerse a sí mismo, poco antes de comenzar los saltos en el tiempo.


El dibujo de Albert Monteys es sencillamente magnífico, con gran expresividad de los personajes, con gran capacidad para la ambientación de situaciones y espacios, con dominio pleno del medio.

 

En cuanto a los autores, Ryan North es un conocido guionista ganador de varios Premios Eisner y Harvey. Entre sus obras destacan los cómics de la célebre “Hora de Aventuras”, así como “La máquina de guerra” o, actualmente, la serie “La imbatible Chica Ardilla” para Marvel. Por su parte, Albert Monteys en uno de los dibujantes españoles más en forma en la actualidad: además de por su serie para la revista El Jueves “Tato, con moto y sin contrato”, en los últimos años ha destacado por su cómic “¡Universo!” (editado inicialmente en formato digital por Panel Syndicate y ganador de Premio a mejor obra de autor español en el Salón del Cómic de Barcelona en 2019).

 

“Matadero Cinco” se encuentra publicada en España por la Editorial Astiberri, en una excelente edición en cartoné192 páginas color, al precio de 18 €.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.