EXTREBEO

De la C a la C (32) Por qué me aterra el cine

¡Hola! A ver, no es todo el cine. Ni
el edificio ni nada. Ni siquiera el precio de las palomitas (que solo
me da miedo cuando mi novia dice “quiero palomitas”. Si no no me
acerco ni a tocar el mostrador con un palo. ¡Careros!) Lo que me da
miedo es ir al cine a ver una adaptación de algo que me gusta, sea
una serie, un cómic o una novela. U otra película, bien sea un
remake o una de esas locuras que hacen los yankees de coger una
película buena extranjera, comérsela y jiñarla en versión USA
(Véase Abre los ojos o Déjame entrar)
¿Y por qué me da miedo? Porque cuando
inviertes una millonada en hacer una película basada en otra obra lo haces basándote en una obra de gran éxito. Pero claro, con muchas
más posibilidades de que no salga una obra genial. Me explico:
Stephen king es un genio, si no lo sabes ¡LEE LIBROS DE STEPHEN
KING, LOCO! En serio, el tío escribe genial y sus libros son una
maravilla (la mayoría). Desgraciadamente, por las películas de sus
libros la gente que no lo ha leído cree que es un autor mediocre de
libruchos de miedo. En vez de plantearse por qué más de 40 de sus
novelas se han llevado al cine. Lo que pasa es que para escribir un
libro solo necesitas un genio, pero para crear una película genial
necesitas que un equipo de decenas de personas sea genial.
Guionistas, director, montaje, actores, fotografía… Si todo no es
perfecto tu obra no va a ser genial, así que va a ser peor que la
obra original. Así que no quiero verla, gracias. Me quedo con el
original.
Todo esto viene porque ya están
rodando la película del Dr. Extraño, que es mi personaje favorito.
Y no la voy a ver. Ya tardé 5 años en ver Watchmen, que es mi cómic
favorito. Y no está mal. Pero claro, es que hay otros ejemplos de cómics llevados al cine que…
SUPERGIRL (1984)
Creo que esta película se ha
convertido en una película de culto para algunas personas. Yo os
cuento solo mi experiencia personal: Mi hermano y yo la cogimos en el
videoclub Panorama cuando yo tenía 8 o 9 años. Nos tragábamos todo
lo que pareciera entretenido a un niño de esa edad: Todo lo que
había de dibujos animados, todas las películas del James Bond de
verdad, Bud Spencer y Terence Hill, y por supuesto todas las de
superman. Y cogimos esta. Y la recuerdo como un truño. No la he
vuelto a ver, pero si a mi ilusionado yo de menos de 10 años le
pareció un truño no creo que al amargado yo de 34 le flipe. Era
demasiado loca (dicho por un fan de Bobobo). Ese cambio de pelo al
transformarse. Que la mala sea una bruja. Que el guión no tenga ni
pies ni cabeza (La chica que viene de otro planeta a salvar su mundo,
que está a punto de ser destruido, pero decide meterse en el insti,
enamorarse de un tipo con cara de bobo y si le da tiempo lo mismo se
pasa por IKEA). Esas actuaciones que a un niño le parecieron
exageradas (y que por lo que veo estuvieron nominadas a dos premios
Ratzzie) Unos efectos especiales a ratos bien y a ratos mal. Y toda
esa pinta de cutror que tiene la peli en general.
En fin, lo mismo si la viera otra vez
me reía por lo menos. Pero no lo puedo asegurar. ¿Más ejemplos?
JUEZ DREDD (1995)
Ya hable la semana pasada del cómic,
que dependiendo del guionista unas veces es bueno y otras genial. La
película del 2012 no la voy a comentar porque no la he visto. Pero
la de 1995, ay omá. Está claro que yo soy fan del cómic, así que
a lo mejor no parezco justo comentando esta película, pero la
nominación a los premios Golden Raspberry a la actuación de Syl
parece que me dan la razón. Eso sí, para mí lo peor no es que
Dredd se quite el casco (eso me da bastante igual) Lo que me mata es
que el personaje no se parece NADA al del cómic y al guión le falta
algo fundamental en los cómics: El sentido del humor. Otra
STEEL (1997)
El Steel original de DC es un personaje
que aparece por primera vez tras la muerte de Superman intentando
llenar sus zapatos. Y eso es casi todo lo que tengo que decir de él,
es un personaje bastante infrautilizado. Ahora la película: ¿Quién
podría haber adivinado que una película sobre un personaje de 4ª
fila de DC protagonizada por un jugador de baloncesto y con un guión
que parece escrito en un día por el que le escribe las canciones a
Chenoa podía salir mal? NADIE. Que esta película fracasara es un
misterio aún a día de hoy.
THE SPIRIT (2008)
¿Qué haces ahí, Paz Vega, alma de
cántaro? Esta es la película más moderna que voy a poner. No pude
verla entera. Me pareció un horror. No me gusta que me lo pareciera,
porque aunque Miller me cae como el orto me encanta como artista,
pero se ve que saber hacer un cómic no te convierte en director de
cine. Esta película es un caso flagrante de tomar de base una obra
genial (un día hablamos de Eisner y el Spirit de verdad), buenos
actores, dinero y convertirlo todo en un WTF??? inexplicable. Una
auténtica pena
CATWOMAN (2004)
Si comentaba antes que Juez Dredd fue
nominada a un Razzie y Supergirl a 2, esta les pega un repaso de la
leche. 7 nominaciones de las que ganó 4 (no lo he dicho antes, pero
si no lo sabéis estos premios son el antióscar) En mi mente la
preproducción de esta película fue así: “Productor 1:
Necesitamos un guión y un director que explique a los actores cómo
quiere que actúen. Productor 2: ¡Anda pahí! Tenemos a Halle Berry
que está muy buena. Ponedle poca ropa y que salga muy polluda”. Y
ya, eso es la película. La propia Halle Berry fue a recoger su
Razzie a peor actriz a la ceremonia, donde dio este discurso que no
voy a traducir: “First of all, I want to thank Warner Brothers. Thank you for putting me in a piece of a shit, god-awful movie… It was just what my career needed.
En efecto, el discurso es mucho mejor que la película
LA
LIGA DE LOS HOMBRES EXTRAORDINARIOS (2003)
Pobre
Moore… Si no habéis leído el cómic y habéis visto la película,
os voy a dar una noticia que os va a dejar flipados: ¡EL CÓMIC ES
BUENÍSIMO! Por supuesto, el único parecido entre el cómic y la
película es el nombre de alguno de los personajes. No se parecen ni
en la personalidad (es más, lo que han hecho con los personajes de
Mina y Allan Quatermine debería estar penado). Ni en el guión, el
concepto, la ambientación… La Liga de los Hombres Extraordinarios
es un cómic que no me canso de recomendar, sobre todo porque hay que
recomendarlo. Porque si alguien ha visto el mojón que llevaron al
cine va a intentar alejarse de todo lo que le recuerde a él.
BATMAN Y ROBIN (1997)
¡Oh, sí! Tenía que dejarla para el
final. El ejemplo perfecto de lo que no debe ser una película de
superhéroes. O una película. Me encanta imaginarme cómo se llegó
a una serie de decisiones. “Hey, conoces a George Clooney? Creo que
sería un excelente Batman”. “Los trajes de Batman y Robin no
están mal, pero deberíamos ponerles pezones y relleno en el
paquete”. “Tengo una idea para el guión. Una señora mala quiere
que el mundo pertenezca a las plantas, así que se alía con un señor
malo que quiere congelar el mundo. Creo que esta idea es incluso
mejor que la de la malvada vegana que para que la gente respete a los
animales se alía con un torero.” Esta película gana a todas las
anteriores en nominaciones a los Rattzies: 11. Parece que ni una sola
persona de las que hicieron esta película se la tomaba ni
medianamente en serio (a la “actuación” de Uma Thurman me
remito). Es tan mala que tanto el director (Schumacher) como su
protagonista la han criticado públicamente y pedido perdón.
¿Qué diablos está pasando aquí?
Lo dejo aquí. Sé que me dejo mucho en
el tintero (Los 4 Fantásticos, Electra, Spawn…) pero creo que es
un ejemplo suficiente de por qué no voy a ir a ver a un Dr. Extraño
joven y británico. En fin… la semana que viene seguro que hablo de
algo más positivo. Hasta entonces, a disfrutar de lo que queda de
verano y ¡Gracias por leerme!

EXCELSIOR!

Una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *